4 de noviembre de 2013

Fast Forward: ¡3,200! Primal Prime Beast Machines

En el pasado, expliqué como Beast Machines ha sido una línea rara dentro de la Colección. Varias figuras que pertenecen a este segmento Transformer estuvieron en mi lista de prioridades, mucho antes de siquiera alcanzar las 500 primeras figuras. Nombres como Supreme Cheetor, Spy Streak, Jetstorm o Nightscream fueron figuras que logré conseguir durante los primeros años de coleccionismo. Y como suele suceder con esta clase de historias, siempre hubo una que se escapaba de esa lista de prioridades. Ajá, esa figura es justo la que ven aquí.

Primal Prime fue uno de los tres Primes disponibles (sin contar figuras McDonald's o exclusivas de Convenciones) durante el periodo Beast Machines que ocurrió entre 1999 y el 2001. Para ser la serie que terminó con el periodo animal iniciado por Beast Wars en 1996, fueron muy pocos líderes. Primal Prime fue el Prime más grande (tamaño Super) dentro de la línea. En tiempos actuales, su equivalente sería algo entre el tamaño Leader y el Supreme.

Como los más conocedores ya sabrán, Primal Prime es un repaint/retool del Optimal Optimus, el cual estuvo disponible durante el periodo Transmetal 2 de Beast Wars, en 1998. Es importante señalar que Optimal Optimus es mi molde Prime favorito de todo el periodo de bestias. Nunca me molestó la onda de los changos Prime. De hecho, el Optimus Primal original (el gorila negro) es mi segundo favorito. En la parte trasera de la caja, vemos la clásica ficha recortable de las figuras BM. De acuerdo con la ficción, Primal Prime no es el líder de Beast Wars. Se trata de una manifestación de la Matrix of Leadership que combina lo mejor del mundo Autobot y Maximal...

...aunque, claro, la caja mantiene la misma ficción de la serie animada. Este personaje no aparece en ella, pero sí tuvo un papel importante en la temporalidad de los cómics hechos por 3H. En ellos, se sientan las bases para lo que más tarde conoceríamos como el desmadrito Universe, en el cual, hay un coctel de figuras de todas las eras que desean detener a Unicron y todo eso.

En otra parte de la caja, está indicado el nivel de complejidad de transformación. A partir de las figuras Ultra, pasando por las Super y hasta llegar a las Supreme (básica y únicamente Cheetor), casi todas presentan un grado elevado de dificultad. Nada que un Bayversiano no pueda dominar.

Al ser un repaint/retool de Optimal Optimus, los cuatro modos alternos están presentes, como se ve en un costado de la caja: Super Gorilla Beast, Super Robot, Ground Assault (tanque) y Hypersonic Attack (tanque/jet). El último modo siempre se me ha hecho como algo pensado de último minuto, pero funciona. Un Prime que vuela siempre tendrá puntos extras.

El otro costado muestra todas las funciones de la figura: la armadura transformable, los misiles y las luces. El retool de esta figura consiste en un nuevo mecanismo para controlar el disparo de los misiles y la activación de las mencionadas luces. En Optimal Optimus, un mismo mecanismo activa y dispara; en Primal Prime, puedes disparar y activar las luces por separado. Esto evita que te dispares en un ojo al querer ver las luces electrónicas.

Finalmente, en la parte inferior/superior de la caja, una ilustración con otras figuras Beast Machines disponibles en varios tamaños. Ya, ya, ya y ya :)

Así luce Primal Prime en el contenedor interior. Un homenaje a King Kong y su furia capturada durante un instante para beneplácito del hombre civilizado. Bueno, ya...

Además de tener una paleta de colores más fiel a los colores del Optimus Prime original, esta figura tiene varias piezas en plástico traslúcido. Ese sexy y maravilloso plástico traslúcido tan adictivo. Eso y muchas aplicaciones de pintura con acabado cromado/metálico. Por alguna razón, estos nuevos colores hacen que el gorila se vea más encabronado que en la versión original.

Por si los alambres y el resto del empaque no fueran señal suficiente, hago la aclaración: la pieza que adquirí estaba completamente nueva y cerrada. De hecho, si notan en la primera imagen, podrán ver que el misil de una pierna estaba suelto de origen. En esta imagen, lo coloqué en su lugar para que todo se viera más ordenado.

Así se ve la parte trasera del empaque interior, con todos esos molestos alambritos con forro plástico. ¿No los extrañan? Ah, la nostalgia...

Mencioné lo del misil suelto por una razón: cuando llegó esta figura, noté de inmediato que el misil no estaba en su lugar. Al agitar la caja, no pude obtener el característico sonido que indica que algo viene suelto. Obviamente me encabroné, pues pensé en la Mala Suerte 2013 y que sería el colmo que la figura viniera incompleta. El mentado misil estaba oculto en el mismo compartimento de cartón en donde estaba el último paquete de accesorios.

Aquí está el paquete con el instructivo, el arma y el otro par de misiles. Y ya, eso es todo.

Primal Prime no fue una figura ordinaria, pero tampoco se trató de una edición especial como ha ocurrido con otras figuras Hasbro o Takara. Sólo se hicieron 10,000 de ellas y, al parecer, durante el tiempo que estuvo disponible, sólo apareció en jugueterías grandes en Estados Unidos. 10,000 podría parecer un número grande, pero no lo es tanto si consideramos que, por ejemplo, se hicieron entre 80,000 y 100,000 figuras del primer Optimus Primal Transmetal. Mi fuente son los foros de Seibertron, btw.

Este número limitado está relacionado con el comportamiento un poco inusual de esta figura en eBay. No es muy costosa, pero aparece por temporadas que duran muy poco, para luego desaparecer por meses (incluso años). Cuando estuve decidido a comprarla en 2009 por ejemplo, sólo apareció dos veces durante casi todo un año. En una ocasión, el vendedor gringo no enviaba a México (boooo!) y en la otra, la figura no era nueva y tenía varias marcas de uso.

En 2011, hubo una temporada en la cual alrededor de 10 vendedores canadienses la tuvieron disponible. Me imagino que encontraron algún deadstock de una tienda y decidieron venderlo. El asunto es que apareció durante el periodo de abstinencia y la dejé pasar. Cuando quise volver a adquirirla, desapareció de nuevo. En 2012 apareció sólo un par de veces de manera intermitente.

Este año, la vi en varias ocasiones, casi siempre en el mismo rango de precio. Aproveché el envío para algunas otras figuras que me interesaban e hice el trato con un sujeto de Estados Unidos. La figura llegó sin complicaciones a finales de agosto como parte de las cajas veraniegas.

Si algún día decido completar Beast Machines, es bueno saber que tengo ya la figura más difícil de conseguir de toda la línea.

Comenté en líneas anteriores que Optimal Optimus es mi molde Prime favorito de todo el periodo de bestias. Era.